Lesbianas y divorcio: «Éramos la familia perfecta y todo se derrumbó»

1
3215
Lesbianas y divorcio
Lesbianas y divorcio

Ya sé que tenemos que quitarnos de encima el lastre del amor romántico y la película de Disney, pero cuando conocí a A. hace ocho años sentí que era la mujer de mi vida solo después de hablar una hora con ella.

A. era abogada, exitosa, guapa, culta, encantadora, por lo que me sentía tan afortunada de llamar su atención. La historia es muy bonita. Nos conocimos por internet, y todo fue recíproco, bonito, fácil. ¿No habéis escuchado eso de que cuando todo se da es porque tiene que ser? Y así lo creíamos las dos.

Al segundo año de conocernos nos casamos. ¡Y fue un bodorrio! La gente solía decirnos que éramos la pareja de ensueño, y ya cuando nos convertimos en madres, no os podéis imaginar. Yo también lo creía, que teníamos la familia perfecta, como en las películas.

VER: Yo, una mujer heterosexual, me enamoré de una madre lesbiana soltera

Yo me pedí una excedencia para cuidar a nuestro hijo el primer año. Queríamos un segundo hijo. Al primero lo gestó A., al segundo lo iba a gestar yo. Hice tres intentos, en el último me embaracé, pero sufrí un aborto espontáneo.

Estas experiencias me desgastaron emocionalmente, y de alguna manera A. y yo empezamos a alejaros. No al comienzo, claro, hubo mucho apoyo, muchos mimos, pero con el tiempo algo se fue rompiendo.

La vida sexual fue lo primero que empezó a fallar. Si antes no nos podíamos sacar las manos de encima, la rutina, la maternidad, el cansancio, nos fueron alejando. Llegamos al punto donde teníamos que proponernos follar. En plan: «llevamos dos meses, este sábado deberíamos tener una cita y tiempo de calidad».

Cuando ya debes planear el sexo es que quizás falla algo, ¿no?

VER: Una pareja de lesbianas adopta a 3 hermanos para que no los separen

La segunda etapa fueron las peleas por tonterías, las discusiones tontas, esa sensación de que yo sacaba de quicio a A. y ella me sacaba a mi.

Hasta que el año pasado vino el mazazo. A. se presentó en mi trabajo y me dijo que teníamos que hablar, nos fuimos a comer. Estaba hecha un manojo de nervios, me dijo que lo sentía mucho, que me quería profundamente pero que había empezado a sentir algo por otra chica. Que no había sido buscado, que simplemente ocurrió, que quizás era la prueba más evidente de que lo nuestro ya no funcionaba.

VER: Me enamoré de la madre de la amiga de mi hijo

Yo me puse en modus patético, en plan no me dejes, lágrimas, piensa en nuestra familia, vayamos a terapia, etcétera. Y no fue solo en ese momento, me duró un par de meses.

A. es bastante racional así que además no me hizo mucho caso. El cuadro era bastante desolador, ella enamorándose de otra mujer que también estaba enamorada de ella, y yo haciendo lo imposible por recuperarla.

VER: Se conocieron en internet y cuatro años después se convirtieron en las madres lesbianas más famosas

Fueron dos amigas las que me dijeron: basta, te estás humillando. Gracias a ellas pude al menos dejar de hacer el ridículo.

No os voy a mentir, un proceso de divorcio cuando hay hijos y cuando aún sientes cosas por tu ex es muy muy duro. Ha pasado un año y aún hay cosas que me cuestan. Nuestro hijo pasa una semana conmigo y otra con ella. Al principio su ausencia se me hacía cuesta arriba, se me caían las paredes encima.

VER: Cómo superar una ruptur en 6 pasos

Ahora estoy mejor, aunque aún hay momentos en los que me duele verlo partir, o verlo llegar y contarme animadamente lo bien que lo pasó con mami y la novia de mami. Se me rompe el corazón.

Sé que el tiempo lo cura todo Pero una cosa es la teoría y otra la práctica. Ahora salgo, me divierto, pero aún no me apetece tener citas, no estoy preparada, aún me siguen doliendo las fechas especiales y aún pienso que tenía la familia perfecta y que todo se derrumbó si que yo pudiera evitarlo.

anuncio Revista Mirales, contiene enlace a la revista

anuncio Oveja Rosa, contiene enlace a la revista

1 Comentario

  1. Me imagino que deber ser super fuerte tener una relacion y el tiempo desgasto todo o se km llamarlo pero bueno espero que salgas adelante por ti y tu hijo que la vida sigue y que habemos muchas mujeres aún no es el fin del mundo …mucha fuerza que la vida es bella incluso soltera querida … Un abrazo enorme

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here