«Meses después de casarme me di cuenta de que era lesbiana»

0
1265

«Hace 3 años me casé con el novio que había tenido desde que estaba en el colegio. Empezamos nuestra relación el último año y así seguimos, sin muchos altibajos, llevándonos bien, nuestras familias se llevaban bien, parecía todo perfecto.

Él y yo estudiamos en un colegio católico y vivimos en un país bien conservador, Chile. Tardamos en iniciarnos sexualmente, además yo nunca tuve tanta prisa o interés. Cuando tenía 24 años me quedé embarazada, fue un descuido, realmente no queríamos tener un hijo, pero llevábamos tantos años juntos que decidimos tenerlo.

Lee también: Cuando encuentras el amor en la chica que no soportabas

Poco antes de que naciera Matías nos casamos y nuestra familia nos ayudó para poder pagarnos un departamento y formar nuestra familia. Mi esposo trabajaba, ya había terminado su carrera, a mi me faltaba un año, pero decidimos que iba a congelar el primer año de vida de Matías.

El nacimiento de mi hijo cambió muchas cosas en mi, quería ser la mejor persona para él, la más feliz y la más auténtica. Eso me hizo empezar a plantearme cosas de mi vida, y en eso estaba yo cuando conocí a Renata.

La conocí en clases de yoga. Ella era diferente a todas las mujeres que había conocido antes, tenía mucha personalidad, era libre, alegre… era lesbiana. La primera lesbiana que conocía. 

Lee también: Cuando tu mejor amiga hetero se convierte en tu esposa

Siempre estaba pendiente de ella, pensaba mucho en ella, al principio pensé que era porque era lesbiana y eso me llamaba la atención, pero después se transformaron en pensamientos románticos, en historias que me creaba en mi cabeza.

Empecé a leer en internet relatos de lesbianas, historias de amor y eróticos, y me excitaba mucho. También a ver películas y series lésbicas. Y entonces fui consciente. Yo era lesbiana.

Un día después de clases hablé con Renata y le dije que me sentía muy confundida, si podía invitarla un café. Nos fuimos a una cafetería y le dije que por más raro que le pareciera de pronto me daba cuenta que era lesbiana y quería hablar con ella porque era la única mujer que conocía así.

Le hizo gracia y nos hicimos amigas. Ella tenía pareja y me la presentó. Eran una pareja preciosa. Lo más difícil fue hablarlo con mi mamá. Pero no me juzgó, me dijo que si era mi camino, adelante, pero siempre con sinceridad con mi pareja y mi hijo. Mi esposo y mi papá lo llevaron mal al principio pero después se tranquilizaron.

Lee también: Me convertí en mamá lesbiana por adopción, de la hija de mi pareja

Pero cómo podía haber hecho algo así, me decía mi esposo, para qué te casaste, por qué. Y yo entendía como se sentía él pero nadie entendía como me sentía yo.

Cuento corto, me separé y fue complicado, me daba pena hacerle eso a Matías pero yo quería ser una mamá feliz y auténtica, así que tiré para adelante.

Me fui a vivir con mis papás y al poco conocí en casa de Renata a una de sus mejores amigas, Camila. Fue vernos y surgieron las chispas, como en las películas. Desde ese día estamos juntas. 

Yo me siento agradecida por la vida por haber encontrado el amor y porque mi hijo Matías fue el que inició todo el proceso que me ha permitido conocerme mejor y ser yo misma.»

Puedes enviarnos tu historia a info@madreslesbianas.com

 

anuncio Revista Mirales, contiene enlace a la revista

anuncio Oveja Rosa, contiene enlace a la revista

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here